Siliconas para cicatrices >
  • Añadir al carrito Detalles
  • Sin stock
    Detalles
  • Añadir al carrito Detalles
  • Añadir al carrito Detalles
  • Añadir al carrito Detalles
  • Añadir al carrito Detalles
  • Sin stock
    Detalles
  • Añadir al carrito Detalles
  • Añadir al carrito Detalles
Envío gratis en 24/48 h

Envío gratis en 24/48 h.
Porque necesitas tu pedido ya.

Embalaje discreto

Embalaje discreto
Sin logos, marcas o fotos de producto.

Aplaza tus pagos

Aplaza tus pagos
Paga seguro, fácil e incluso a plazos.

Pago seguro y fácil

Pago seguro y fácil
Garantizado al 100%.

Marcas de prestigio

Marcas de prestigio
Productos certificados y avalados.

Garantía de dos años

Garantía de dos años
En todos los productos de la tienda.

Los lubricantes a base de agua son geles que se emplean para que la zona íntima se encuentre más húmeda. De esta manera, la penetración en las relaciones sexuales o el uso de dispositivos vaginales o anales resulta más suave y fácil. El uso de VEA Olio y otros productos similares también está recomendado en los casos que exista una reducción de la lubricación natural vaginal.

 

Lubricantes a base de agua

Son aquellos que están compuestos principalmente de agua. Son más fáciles de limpiar y su consistencia es más líquida que los que están elaborados con silicona o aceite o los geles como VEA Lipogel. Los lubricantes al agua son los más recomendados para usar con los preservativos de látex, pues no los deterioran; y para usar junto a dispositivos de tratamiento del suelo pélvico o juguetes eróticos por su mínimo riesgo de llegar a dañar el material del que estén fabricados. Se absorben muy rápidamente por la piel y pueden llegar a secarse antes de lo deseado.

 

Beneficios del uso de lubricantes

Aunque muchas personas asocian su uso a la menopausia, los lubricantes de base acuosa pueden usarse a cualquier edad para disfrutar de sus beneficios:

Disminución de la fricción en las relaciones sexuales: se reduce significativamente y las relaciones sexuales resultan mucho más placenteras. Incluso la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha indicado la importancia de usar lubricantes como VEA Spray de manera conjunta durante los encuentros sexuales junto al preservativo ya que, al minimizar la fricción, reducen la posibilidad de rotura del preservativo y el consiguiente riesgo de transmisión de enfermedades sexuales.

Disminuir molestias derivadas de la sequedad vaginal y vulvar: la crema VEA Lipo3 o productos similares están recomendados en los casos en que la lubricación natural vaginal se reduce por un desajuste hormonal, la menopausia, patologías como la vaginitis y enfermedades como la clamidia, determinados momentos del ciclo menstrual, el estrés y algunos medicamentos antidepresivos y algunas pastillas anticonceptivas.

Facilitar el uso de dispositivos vaginales o anales y/o juguetes eróticos: la humedad adicional que aportan los lubricantes o los óvulos Filme Gyno-V hace que la inserción, tanto de dispositivos vaginales o anales para el tratamiento del suelo pélvico, como de juguetes eróticos, sea mucho más suave y fácil.

 

Cremas y lubricantes íntimos

Solo los productos que se comercializan para uso íntimo han pasado los controles de seguridad y calidad necesarios que demuestran que son aptos para las zonas genitales. A la hora de escoger un lubricante íntimo, intenta que sea lo más natural posible y que no contenga ftalatos, parabenos, conservantes, ni tóxicos químicos; que sea hipoalergénicos o antialérgico; que respete el pH de las mucosas; y que tenga propiedades antibacterianas y desin3fectantes al igual que la crema VEA Zinco.

Si se está buscando un embarazo, hay que escoger un lubricante a base de agua específico para ello, que no lleve espermicidas, que no altere la flora vaginal ni el pH como el gel íntimo VEA Detergente y que posibilite la movilidad de los espermatozoides.