Top Menu

Hipopresivos resultados y contraindicaciones

Hipopresivos, todo lo que necesitas saber (parte II)

Es sencillo compartir...Share on Facebook0Share on Google+5Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone

Ejercicios hipopresivos, cómo, cuánto y cuándo se deben practicar: en el postparto, tras una cesárea, en la lactancia, cuando existe hipertonía de la musculatura del suelo pélvico o un prolapso, ¿en cuánto tiempo veré resultados?

Hoy os dejamos con la interesantísima segunda parte y final de nuestra entrevista a los mayores expertos divulgadores de las técnicas hipopresivas a nivel internacional y responsables de Low Pressure Fitness, Tamara Rial y Piti Pinsach:

 

Cada vez más mujeres se preocupan por recuperar su forma física cuanto antes tras dar a luz y los hipopresivos son, por sus características respetuosas con el suelo pélvico, una de las opciones mejor valoradas para lograr esa recuperación.

¿Cuándo puede una mujer comenzar a realizar hipopresivos si el parto ha sido vaginal?

¿Y si ha dado a luz mediante cesárea?

¿Existe alguna incompatibilidad con respecto a la lactancia materna?

En efecto, los hipopresivos son una de las mejores opciones en el postparto inmediato y tardío por ser el ejercicio de “baja presión”, sobre todo para restaurar la estática pelviana y de la columna vertebral.

Devolver al cuerpo a su estado inicial con prácticas poco “presivas” para la columna vertebral y el suelo pélvico y readaptarlo para actividades que en un futuro sean de mayor impacto.

Siempre es el profesional de la salud el que determina si la mujer puede o no realizar estos y otros ejercicios pero, con total seguridad, será lo primero que podrá y le conviene realizar.

Hemos verificado en la práctica que, si la mujer ya conoce y practicaba Low Pressure Fitness antes de haber quedado embarazada y el parto ha sido sin intervención quirúrgica, puede empezar a realizar algún ejercicio tumbada, sentada e incluso de pie, los primeros días después del parto, durante unos pocos segundos para ayudar a descongestionar.

Se progresa de manera lógica, se aumenta el tiempo y la intensidad para que, pasada la cuarentena, ya pueda realizarlos de manera más intensa casi todos los días.

Esta evolución e inicio está determinada fundamentalmente por la experiencia previa de la madre, estado de salud y valoración del profesional.

Si ha habido intervención quirúrgica (episiotomía o cesárea), el profesional de la salud indicará cuando puede realizar ejercicio de baja presión.

En términos generales, se puede comenzar alrededor de los tres meses, aunque todo queda delimitado a la valoración del profesional de salud y al estado de la madre.

Respecto a la lactancia materna, no se encuentra descrita ninguna incompatibilidad en la literatura.

La mujer se debe reconciliar físicamente con su cuerpo tras el parto, y ella misma sentirá de forma innata cómo será o cómo no será esa reconciliación, con lactancia, sin ella, acompañada, sola, con ejercicio, sin ejercicio…

Parece que el cuidado del suelo pélvico preocupa más a mujeres que a hombres, pero…

¿Qué beneficios tiene reservados para el sector masculino la práctica de hipopresivos?

Beneficios de los hipopresivos

Los mismos beneficios descritos para la mujer serán iguales para el hombre.

Todo hombre debe cuidar su suelo pélvico, espalda y faja abdominal al igual que la mujer.

Cada vez hay más problemas de próstata a edad temprana, dolor o problemas de espalda y preocupación estética por la faja abdominal.

Después de las presiones y los impactos que recibe el suelo pélvico en la práctica de ciclismo, por ejemplo, bien sea de montaña, de carretera o indoor, es de sentido común y muy recomendable normalizar, tanto la postura como las presiones con ejercicios que descompriman y favorecen, tanto o más la flexibilidad que los clásicos ejercicios que se realizan para ello.

Actualmente, ya hay profesionales que incorporan ejercicios de Low Pressure Fitness después de las sesiones de entrenamiento y de competición.

Se habla mucho de la debilidad del suelo pélvico pero uno de los problemas más frecuentes entre nuestros lectores y lectoras es la hipertonía del suelo pélvico, es decir, el aumento del tono basal de sus músculos perineales.

¿Las personas con hipertonía del suelo pélvico pueden realizar ejercicios hipopresivos?

¿Qué efecto tienen sobre sus músculos?

Efectivamente, es un problema cada vez más prevalente, incluso en mujeres jóvenes sin hijos.

Es el exceso de tono en el suelo pélvico.

Esta hipertonía puede tener muchos orígenes y, cuando se trata de mujeres jóvenes y practicantes de ejercicio físico, algunos profesionales de la salud han recomendado analizar qué hacen estas mujeres para tener esta hipertonía.

Cuando hay una hipertonía de suelo pélvico, los músculos necesitan ser relajados y estirados en lugar de “muscularse”.

En este caso, los ejercicios de Kegel no son la mejor opción para un suelo pélvico hiperactivo.

Son muchos los casos de mujeres en el postparto que acuden con el suelo pélvico tenso y con debilidad al mismo tiempo.

En este caso, es de suma importancia mejorar el control motor previamente para que tengan habilidad en el control de su musculatura perineal.

Primero, trataríamos ese exceso de tensión y luego mejoraríamos el control motor.

Los profesionales de la salud y de la fisioterapia del suelo pélvico, utilizan los hipopresivos junto con otras técnicas para las hipertonías de suelo pélvico.

Este ejercicio provoca un reajuste postural global y una rehabilitación del patrón respiratorio.

El suelo pélvico se beneficiará del estiramiento miofascial presente durante la práctica hipopresiva.

Ejercicios hipopresivos beneficios

Los deportes de impacto, y en especial el running o el crossfit, están muy de moda en la actualidad entre el público femenino.

¿Deben estas mujeres compensar el impacto y las hiperpresiones sobre su suelo pélvico?

¿Son los ejercicios hipopresivos una forma eficaz para combatir los efectos perjudiciales de estos deportes?

Con la llegada especialmente de Low Pressure Fitness se incorpora un novedoso factor a tener en consideración al planificar ejercicio físico, la gestión de las presiones intra-abdominales.

La presión intra-abdominal está muy relacionada con el estado de musculatura esencial como el diafragma torácico, la faja abdominal, el diafragma pelviano y la columna vertebral.

Estos músculos y estructuras son las paredes del espacio de presiones abdominales.

La presión interna puede influir, tanto de forma positiva como negativa, en la funcionalidad de las paredes musculares y de las estructuras como la columna vertebral.

El entrenamiento de baja presión fue creado precisamente como una alternativa respetuosa y saludable para entrenar de forma conjunta la musculatura abdominal, postural y del suelo pélvico.

Es preciso recordar que el diafragma torácico, el suelo pélvico y la columna lumbar forman también parte del sistema de estabilización central del cuerpo, lo que se denomina “core”.

Si se tiene en cuenta en cuenta la alta incidencia de incontinencia urinaria de esfuerzo en mujeres, principalmente deportistas, cuya prevalencia ha llegado hasta el 80% (Eliasson et al., 2002), se debe tener en consideración que urge implementar medidas preventivas en el fitness y el deporte.

Protocolos que utilizamos en Low Pressure Fitness han mostrado una reducción y prácticamente desaparición de los síntomas de la incontinencia urinaria de esfuerzo en diferentes estudios como el de Rial et al., (2015) o Soriano, (2014).

Esta descongestión visceral y pélvica que proporciona es muy importante para la mujer que practica ejercicio físico y deporte, pues alivia el impacto que sufre el cuerpo durante los entrenamientos y la práctica deportiva y sirve para prevenir patologías pélvicas.

Si al inicio del entrenamiento la mujer hiciera unos minutos de Low Pressure Fitness y al acabar lo repitiera, se estaría entrenando y previniendo lesiones al mismo tiempo.

Queremos aclarar que este entrenamiento no pretende ser sustituto de otras prácticas, sino todo lo contrario: preparar al organismo para gestionar de forma más adecuada los futuros impactos y ayudar a prevenir lesiones.

¿Cuánto ha de durar una sesión de hipopresivos y cuántas veces a la semana como mínimo han de realizarse estos para poder comenzar a experimentar los beneficios de la técnica?

Podemos hablar de los resultados verificados con los protocolos que usamos para Low Pressure Fitness.

Después de seis a ocho semanas, de realizar Low Pressure Fitness, la persona además de dominar la técnica, verificará disminuciones de perímetro de la cintura que van desde los 2 hasta los 10 cm de cintura.

En ese intervalo de tiempo se vislumbran las mejoras en los parámetros respiratorios y de tonificación perineal.

Hemos visto mejoras con dos días a la semana de práctica e incluso con un sólo día en reducción de pérdidas de orina (Rial et al., 2015).

Al ser un sistema de entrenamiento postural, precisa de una sesión continuada de 15 a 20 minutos para ser eficaces y de práctica semanal mínima de una o dos veces por semana.

Se habla de que los prolapsos pélvicos, es decir, los descensos de uno o más órganos del interior de la pelvis (uretra, vejiga, útero, recto, intestino…) pueden mejorar también realizando hipopresivos.

¿A qué se debe y en qué consiste esta mejoría del prolapso con la práctica de ejercicios hipopresivos?

A lo largo de la entrevista hemos mencionado el efecto “descongestivo” de los ejercicios hipopresivos acompañados de la tonificación muscular del suelo pélvico.

Estos son dos factores que van a influir en la mejora de los prolapsos pélvicos.

Pero, la gran diferencia va a venir dada en la mejora de la estática corporal.

No se puede olvidar mencionar que los prolapsos son problemas de “estática corporal”.

Si tu postura y respiración mejoran, directamente la presión sobre las vísceras será menor.

En la literatura algunos estudios realizados tratan de comparar los hipopresivos con los ejercicios de contracción muscular del suelo pélvico: los ejercicios de Kegel.

Es un gran error.

Ambos tienen finalidades distintas.

Mientras los ejercicios hipopresivos son un completo programa para la postura y la respiración, los ejercicios de Kegel son ejercicios para mejorar la fuerza-resistencia del suelo pélvico.

Un programa incidirá en aspectos posturales y otro en aspectos más locales de resistencia muscular.

Son programas complementarios, no antagonistas pero tampoco 100% comparables en ciertas variables.

Además hay que tener en cuenta qué tipo de protocolo y cómo se aplica el ejercicio.

Los estudios que hay en la literatura con hipopresivos, sólo practican el vacuum abdominal pero no incluyen en el protocolo de entrenamiento el ingrediente “estrella” que es la técnica postural, la base de Low Pressure Fitness.

Por ello, hasta el momento de la entrevista, las evidencias que existen en torno a los hipopresivos en relación a prolapsos pélvicos son realizadas con protocolos sólo “de vacuum abdominal”.

Aquellas mujeres que practican con protocolos completos, bien diseñados, progresivos, individualizados son las que verdaderamente notarán un antes y después.

Si cuando vas a un restaurante, esperas que la calidad de la comida y el sabor sean excepcionales, al demandar tratamiento fisioterapéutico  o de terapia por ejercicio la calidad del tratamiento debe ser también máxima y completa.

No me gustaría que me dieran “medio” masaje.

Tampoco a las lectoras les gustará aprender “medio” hipopresivo.

 

Tamara Rial Piti Pinsach

Tamara Rial,

Doctora Internacional por la Universidad de Vigo

Directora de I+D+I del International Hypopressive & Physical Therapy Institute

Co-fundadora de Low Pressure Fitness

Licenciada en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte (col. nº 13576)

Autora de numerosas publicaciones, artículos y libros sobre la Técnica Hipopresiva.

Ponente y formadora internacional sobre técnicas Hipopresivas en diferentes países como Inglaterra, Canadá, Estados Unidos, Portugal, México etc

La puedes encontrar en su página web: Low Pressure Fitness y a través de estos medios:

Email: t.rial@lowpressurefitness.es

Facebook: Low Pressure Fitness Tamara Rial

Instagram: @tamararial

Twitter: @Tamara_Rial

ResearchGate: Tamara Rial

Piti Pinsach,

Doctorando en Morfología Médica
CEO del International Hypopressive & Physical Therapy Institute
Miembro de la Federación Española de Medicina del Deporte -FEMEDE – Núm. 2746

Co-fundador de Low Pressure Fitness

Licenciado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte (col. nº7467)

Autor de numerosas publicaciones, artículos y libros sobre la Técnica Hipopresiva.

Ponente y formador internacional sobre técnicas Hipopresivas en diferentes países como España, Argentina, Francia, Portugal, …

Email: p.pinsach@lowpressurefitness.es

Facebook: Piti Pinsach Ametller

Instagram: @pitipinsach

Twitter: @PitiPinsach.

Ambos llevan una activa labor de investigación y divulgación del método hipopresivo que puedes seguir a través de su página web: www.lowpressurefitness.es y en sus redes sociales:

Instagram: @lowpressurefitness

Facebook: Fan page gimnasia hipopresiva

Twitter: @hipopresivos

Bibliografía:

  1. Rial. T, Sousa, L., García E, Pinsach P. (2014). Immediate effects of one session of hypopressive exercises in different body parameters. Cuestiones de fisioterapia: revista universitaria de información e investigación en Fisioterapia, 43 (1), 13-21.
  2. Rial, T., Chulvi-Medrano, I. Pinsach, P., Navarro, I. (2014). Can a session of hypopressive exercises provide Effects on fitness trainers? Journal Strenght and Conditional Research, IV National Strenght and Conditioning Association International Conference, 28(11), 6.
  3. Rial, T., Fernández, V., Chulvi, I., Cortell, T. (2014). Spirometry after breathing and apnea training by fitness and physical education teachers. Archivos de Medicina del Deporte, 31(5), 307.
  4. Latorre, G., Seleme, M., Resende, A.P., Stüpp, L. y Berghmans, B. (2011). Hipopressive gymnastics: evidences for an alternative training for women with local proprioceptive deficit of the pelvic floor muscles. Fisioterapia Brasil, 12(6), 463-466.
  5. Thyl, S., Aude, P., Caufriez, M., Balestra, C. (2009). Incidence de l’aspiration diaphragmatique associée à une apnée expiratoire sur la circulation de retour veineuse fémorale: étude par échographie-doppler. Kinésithérapie scientifique. 502: 27-30.
  6. García Hurtado, B. et al., (2005). Primary dysmenorrhea and physical therapy. Fisioterapia, 27(6) 39-54.
  7. Eliasson, K., Larsson, T., Mattsson, E. (2002). Prevalence of stress incontinence in nulliparous elite trampolinists. Scandinavian Journal of Medicine & Science in Sports. 12(2),106-10.
  8. Rial, T.; Chulvi-Medrano, I.; Cortel Tormo, J. M.; Álvarez, M. (2015) ¿Puede un programa de ejercicio basado en técnicas hipopresivas mejorar el impacto de la incontinencia urinaria en la calidad de vida de la mujer? Suelo Pélvico, 11(2), 27-32.
There was an issue loading your timed LeadBox™. Please check plugin settings.
Es sencillo compartir...Share on Facebook0Share on Google+5Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someone

, ,

No existen comentarios

Deja un comentario

A los efectos de lo previsto en la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, usted queda informado y presta su consentimiento para que sus datos personales sean utilizados con la finalidad de gestionar correctamente el uso del foro. Los datos serán conservados de modo confidencial y no comunicados a terceras empresas o personas.

Si se nos proporcionan datos de terceros, la persona que lo haga deberá, bajo su responsabilidad, informar al afectado de lo dispuesto en esta cláusula y obtener previamente su consentimiento. En todo caso, pueden ejercerse los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en la siguiente dirección de e-mail: info@ensuelofirme.com